miércoles, 25 de febrero de 2009

Cap 7, Rayuela de Julio Cortazar

Toco tu boca, con un dedo todo el borde de tu boca,
voy dibujándola como si saliera de mi mano,
como si por primera vez tu boca se entreabriera,
y me basta cerrar los ojos para deshacerlo todo y recomenzar,
hago nacer cada vez la boca que deseo,
la boca que mi mano elige y te dibuja en la cara,
una boca elegida entre todas,
con soberana libertad elegida por mí para dibujarla con mi mano en tu cara,
y que por un azar que no busco comprender coincide exactamente con tu boca que sonríe por debajo de la que mi mano te dibuja.
Me miras, de cerca me miras,
cada vez más de cerca y entonces jugamos al cíclope,
nos miramos cada vez más cerca y los ojos se agrandan,
se acercan entre sí, se superponen y los cíclopes se miran,
respirando confundidos,
las bocas se encuentran y luchan tibiamente,
mordiéndose con los labios,
apoyando apenas la lengua en los dientes,
jugando en sus recintos,
donde un aire pesado va y viene con un perfume viejo y un silencio.
Entonces mis manos buscan hundirse en tu pelo,
acariciar lentamente la profundidad de tu pelo mientras nos besamos como si tuviéramos la boca llena de flores o de peces, de movimientos vivos,
de fragancia oscura.
Y si nos mordemos el dolor es dulce,
y si nos ahogamos en un breve y terrible absorber simultáneo del aliento,
esa instantánea muerte es bella.
Y hay una sola saliva y un solo sabor a fruta madura,
y yo te siento temblar contra mí como una luna en el agua.


Cortazar

sábado, 14 de febrero de 2009

Luis Alberto Spinetta









Todo camino puede andar
Todo puede andar

Con esta sangre alrededor
no sé que puedo yo mirar
la sangre ríe idiota
como esta canción
¿y ante quién?

Ensucien sus manos como siempre
Relojes se pudren en sus mentes ya
y en el mar naufragó
una balsa que nunca zarpó
mar aquí, mar allá
En un momento vas a ver
que ya es la hora de volver
pero trayendo a casa todo aquel fulgor
¿y para quién?

Las almas repudian todo encierro
las cruces dejaron de llover
sube al taxi, nena
los hombres te miran
te quieren tomar
ojo el ramo, nena
las flores se caen, tenés que parar
Vi la sortija muriendo en el carrousell
Vi tantos monos, nidos, platos de café
platos de café, ah

Guarda al hilo, nena
guarden bien tus manos
esta libertad
ya no poses, nena
todo eso es en vano
como no dormir

Aunque me fuercen yo nunca voy a decir
que todo el tiempo por pasado fue mejor
mañana es mejor
Aquellas sombras del camino azul
¿dónde están?
yo las comparo con cipreces que vi
sólo en sueños
y las muñecas tan sangrantes están de llorar

Yo te amo tanto que no puedo despertarme
sin amar
y te amo tanto que no puedo despertarme
sin amar
y te amo tanto que no puedo despertarme
sin amar
¡No! nunca la abandones
¡No! puentes amarillos
Mira el pájaro, se muere en su jaula
¡No! nunca la abandones
Puentes amarillos, se muere en su jaula
Mira el pájaro, puentes amarillos
Hoy te amo ya
y ya es mañana
Mañana
Mañana
Mañana

viernes, 13 de febrero de 2009

Enfrentar


En la vida, cada uno en la suya.
En el mundo, todos en el mismo.
En el amor, dos en uno.

Donde hay negación, hay incertidumbre.
Donde hay silencio, hay vacíos profundos.
Donde hay dolor, hay búsqueda.

Si los ojos miran hacia adentro, se ven a si mismos.
Si los ojos miran alrededor, creen saberlo todo.
Si los ojos miran el sol, sienten el amor.