martes, 28 de julio de 2009

Es extraño, te extraño














¿Ya está? ¿Es cierto que lo nuestro terminó?
Es posible que sea ineludible, creo que me escribiste.
No lo puedo entender, no lo quiero entender.
Es posible que yo te ame toda mi vida,
no temo que así sea, si te da pena no me importa.
Hay algo en el aire, algo en la tarde;
Que es hermosa por cierto, o lo fue.
Cuando caminaba hacia tu casa pensé en el tiempo que lo cura todo, como vos bien dijiste.¿Será así? Si el tiempo es un sanador, a la larga o a la corta, tal vez nos vuelva a juntar. Yo te creo, creo en lo que decís. Me aferro a tu frase como nunca antes.
La tarde es a cada minuto que pasa más hermosa, porque con ella el tiempo pasa; aunque sería extraordinariamente hermosa si estuvieras a mi lado.
Es increíble como alumbra el sol, las calles incineradas, los árboles, el camino sin dirección, las vías, el pasto, el aroma de la nostalgia y ese extraño ruido de aquel tren sin frenos que viene hacia mí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario